domingo, 18 de octubre de 2015

Muffins de chocolate y canela

Otra vez sin excusas. Cuatro meses sin publicar. Estoy vaga. Es lo que hay. Pero bueno, más vale tarde que nunca. Sigo teniendo recetas y fotos guardadas pero últimamente me cuesta la vida ponerme a escribir. Así que nos dejamos de historias y pasamos a lo importante, que son estos muffins de chocolate y canela.


En mi última visita a Estados Unidos compré unas chips de chocolate y canela que han estado en la nevera desde entonces, esperando a ser usadas (también compré unos Hershey Kisses que acabé comiéndome en lugar de usarlos para algún invento reposteril, al igual que unas mini Peanut buttercups de Reese's). Así que ante una receta de muffins de chocolate con chips de chocolate, cambiarlas por las de chocolate y canela era el paso natural.


Soy consciente de que ahora mismo os puedo estar creando una necesidad, pero tranquilos. Para empezar, podéis usar chips de chocolate normales, que de hecho son las que usa la receta original. Y si no, siempre es una buena excusa para cruzar el charco, ¿o no? XD

La receta original la podéis encontrar en Center Cut Cook.


MUFFINS DE CHOCOLATE CON CHIPS DE CANELA

Ingredientes (para unos 20 muffins)

  • 225 gr de harina
  • 100 gr de azúcar moreno
  • 50 gr de azúcar blanquilla
  • 30 gr de cacao puro en polvo (Valor o similar)
  • 1 tablespoon de levadura
  • una pizca de sal
  • 130 gr de chips de chocolate y canela (o de chocolate normal)
  • 2 huevos
  • 250 ml de leche (yo he usado leche de soja y ha quedado perfecto)
  • 75 ml de aceite de girasol
  • 1 1/2 teaspoon de extracto de vainilla
La preparación no puede ser más fácil.
Precalentamos el horno a 200º y colocamos las cápsulas de papel en la bandeja para cupcakes/muffins. 

En un bol, mezclamos los ingredientes secos, primero la harina, los azúcares, el cacao, la sal y la levadura y luego añadimos las chips. En otro bol, batimos los huevos y añadimos el resto de ingredientes húmedos (aceite, leche y vainilla). Los añadimos a la mezcla de ingredientes secos. mezclamos bien y distribuimos la masa en las cápsulas, removiendo de vez en cuando para evitar que las chips se queden abajo.
Horneamos durante 18-20 minutos, sacamos del horno y dejamos enfriar en una rejilla.

Demasiado fácil y demasiado ricos. Un peligro para la dieta, pero ¡que vivan estos pequeños placeres!