domingo, 24 de noviembre de 2013

BCN & CAKE 2013

El año pasado, por motivos varios, no pude asistir a la primera edición del Bcn & Cake (aunque visto el follón que hubo casi mejor, bufff!!). Pero este año sí que sí, el viernes por la mañana allí estaba.


Supongo (y a juzgar por las fotos creo que supongo bien) que el viernes se pudo disfrutar de la feria con más tranquilidad que el fin de semana, aunque por lo que he leído este año no se han producido las aglomeraciones de la anterior edición.

Así de primeras deciros que la cantidad de stands era brutal, nos tiramos dos horas para verlos todos y parando muy poquito en cada uno. Se podía comprar de todo y más, y en la mayoría hacían descuentos (por si os lo estáis preguntando, he sido muy muy buena y no he caído en la compulsividad que me caracteriza - aunque quizá se debe a que empiezo a tener serios problemas para guardar todos los trastos)

No hice ningún curso pero las demostraciones y charlas en el espacio "Ágora Creativa" estaban muy bien, y ver a Mitch Turner desde la primera fila no tiene precio (y poder hablar con ella cuando acabó la presentación, ¡tampoco!)





Quizá el único pero que ha habido ha sido el tema de los concursos, ya que algunos de ellos (galletas y cupcakes) han quedado desiertos. En la categoría de galletas sólo se habían presentado tres trabajos, pero en la categoría de cupcakes habían bastantes más. Desconozco el porqué de de estas decisiones.

Lo que más me ha sorprendido es que no se haya otorgado primer premio en la categoría de tartas de bodas, porque a mi parecer el nivelazo era indiscutible. Las dos primeras fotos son del tercer y segundo premio.
Las flores presentadas a concurso eran espectaculares....
 Y las tartas en la categoría de temática cuentos infantiles también (aquí si que hubo primer, segundo y tercer premio- tal y como las veis en la foto, de izquierda a derecha)

Esto es sólo una pequeña muestra, el año que viene me tocará haceros un reportaje más extenso, pero es q e me olvidé la cámara en casa y el móvil da lo que da... :S

miércoles, 13 de noviembre de 2013

Patchwork de azúcar (y chocolate blanco)

Buff, casi un mes sin publicar... y lo que es peor, con una tarta preparada para ser enseñada guardada en el ordenador... Menos mal que hice una previa en facebook... En fin, aquí está:


El pasado 27 de octubre fue el cumple de mi mami, y como está acabando su primer proyecto de patchwork pensé que sería un buen tema para la tarta, así, manos a la obra me lié a recortar cuadritos de fondant para hacer una colcha.


La verdad es que es muy resultona y no es muy muy complicada de hacer (después de la tarta-maceta todo me parece fácil).


La tarta estaba hecha de bizcocho de chocolate blanco, relleno de mermelada de frambuesa y cubierto de ganache de chocolate.
La receta del bizcocho la saqué del infalible libro de Peggy Porschen Boutique Baking y está riquísimo. Aunque recién hecho parece muy frágil, después de reposar un dia en la nevera tendremos un bizcocho riquísimo y muy consistente para usarlo en tartas fondat.
El ganache, como siempre, mezclando 300 gr de chocolate fondant con 300 gr de nata para montar calentada previamente 1 minuto en el microondas. Removemos, dejamos enfríar y listo.



BIZCOCHO DE CHOCOLATE BLANCO

Ingredientes (para dos moldes redondos de 20 cm, o tres de 15 cm)
  • 125 gr de chocolate blanco, partido en trozos
  • 170 ml de leche
  • 60 gr de azúcar moreno
  • 225 gr de azúcar
  • 105 gr de mantequilla
  • 2 huevos (L)
  • 215 gr de harina
  • 1 teaspoon de levadura química
Engrasamos los moldes y forramos la base con papel de horno. No os saltéis este paso, ya que este bizcocho recién hecho es muy frágil y sin la base de papel vegetal se quedará pegado al molde y no podréis desmoldarlo entero.

Precalentamos el horno a 160º.

En un cazo, calentamos el chocolate, la leche, el azúcar moreno y 85 gr del azúcar normal hasta que hierva, sin parar de remover. Apartamos del fuego y reservamos.

Ponemos la mantequilla y el resto del azúcar en el bol de la batidora y mezclamos hasta que tengamos una mezcla homogénea. En un bol a parte, batimos ligeramente los huevos y los añadimos a la mezcla de mantequilla sin dejar de batir. Tamizamos la harina junto con la levadura química y lo añadimos a la mezcla en dos tandas. Poco a poco, añadimos la mezcla de chocolate blanco sin dejar de batir a velocidad media. Acabamos de mezclar bien con una espátula.

Dividimos la mezcla en los moldes que estemos usando y horneamos durante 30 minutos aproximadamente, hasta que al insertar un palillo en el centro éste salga limpio. Sacamos los bizcochos del horno y los dejamos enfriar. Cuando no estén calientes al tacto desmoldamos con cuidado y dejamos enfriar sobre una rejilla.