miércoles, 13 de noviembre de 2013

Patchwork de azúcar (y chocolate blanco)

Buff, casi un mes sin publicar... y lo que es peor, con una tarta preparada para ser enseñada guardada en el ordenador... Menos mal que hice una previa en facebook... En fin, aquí está:


El pasado 27 de octubre fue el cumple de mi mami, y como está acabando su primer proyecto de patchwork pensé que sería un buen tema para la tarta, así, manos a la obra me lié a recortar cuadritos de fondant para hacer una colcha.


La verdad es que es muy resultona y no es muy muy complicada de hacer (después de la tarta-maceta todo me parece fácil).


La tarta estaba hecha de bizcocho de chocolate blanco, relleno de mermelada de frambuesa y cubierto de ganache de chocolate.
La receta del bizcocho la saqué del infalible libro de Peggy Porschen Boutique Baking y está riquísimo. Aunque recién hecho parece muy frágil, después de reposar un dia en la nevera tendremos un bizcocho riquísimo y muy consistente para usarlo en tartas fondat.
El ganache, como siempre, mezclando 300 gr de chocolate fondant con 300 gr de nata para montar calentada previamente 1 minuto en el microondas. Removemos, dejamos enfríar y listo.



BIZCOCHO DE CHOCOLATE BLANCO

Ingredientes (para dos moldes redondos de 20 cm, o tres de 15 cm)
  • 125 gr de chocolate blanco, partido en trozos
  • 170 ml de leche
  • 60 gr de azúcar moreno
  • 225 gr de azúcar
  • 105 gr de mantequilla
  • 2 huevos (L)
  • 215 gr de harina
  • 1 teaspoon de levadura química
Engrasamos los moldes y forramos la base con papel de horno. No os saltéis este paso, ya que este bizcocho recién hecho es muy frágil y sin la base de papel vegetal se quedará pegado al molde y no podréis desmoldarlo entero.

Precalentamos el horno a 160º.

En un cazo, calentamos el chocolate, la leche, el azúcar moreno y 85 gr del azúcar normal hasta que hierva, sin parar de remover. Apartamos del fuego y reservamos.

Ponemos la mantequilla y el resto del azúcar en el bol de la batidora y mezclamos hasta que tengamos una mezcla homogénea. En un bol a parte, batimos ligeramente los huevos y los añadimos a la mezcla de mantequilla sin dejar de batir. Tamizamos la harina junto con la levadura química y lo añadimos a la mezcla en dos tandas. Poco a poco, añadimos la mezcla de chocolate blanco sin dejar de batir a velocidad media. Acabamos de mezclar bien con una espátula.

Dividimos la mezcla en los moldes que estemos usando y horneamos durante 30 minutos aproximadamente, hasta que al insertar un palillo en el centro éste salga limpio. Sacamos los bizcochos del horno y los dejamos enfriar. Cuando no estén calientes al tacto desmoldamos con cuidado y dejamos enfriar sobre una rejilla.



5 comentarios:

  1. Que preciosidad!!! Te ha quedado genial!! Yo no dejaria que se la comiesen, que pena con lo bonita que es!!

    ResponderEliminar
  2. Sencillamente preciosa. Me recuerda a una que hice en marzo de ovillos de lana y botones, para una amiga fanática del ganchillo. Tuve pesadillas con el fondant durante días, haciendo los rollitos para los ovillos a mano... jajaja.

    Un abrazo!

    ResponderEliminar
  3. Una tarta muy bonita con muchos detalles, enhorabuena por
    tu tarta y también por tu blog, desde hoy una seguidora mas
    te invito a visitar el mio.
    Un beso

    ResponderEliminar
  4. Me encanta la manta, te ha quedado preciosa!

    ResponderEliminar
  5. Me puedes explicar un poquito de como hacer la colchita! ! Me encanta!! Es muy iriginal

    ResponderEliminar

Muchas gracias por dejar un comentario! Me hace mucha ilusión leerlos y saber vuestra opinión!!